lunes, 20 de abril de 2009

Presidente de Paraguay enfrenta nueva demanda de paternidad

Benigna Leguizamón aseguró que su relación con Fernando Lugo era "un secreto a voces".
por Ansa - 20/04/2009 - 09:33

Una segunda mujer reclamó que el Presidente de Paraguay, Fernando Lugo, reconozca la paternidad de su hijo, Lucas Fernando, de 6 años, denuncia que se produce sólo una semana después de que el Mandatario, que celebra hoy el primer aniversario de su victoria electoral, inscribiera a un niño de dos años como su hijo.

Mientras el diario local Ultima Hora publica la historia en su portada, el Canal 7 Telefuturo reprodujo una entrevista con la mujer, Benigna Leguizamón, de 27 años.

"Estoy cien por ciento segura de que el padre de mi hijo es Fernando Lugo Méndez", expresó Leguizamón ante las cámaras. "Todo el departamento de San Pedro (donde Lugo fue obispo durante una década) sabe que este desgraciado es el padre de mi hijo", agregó en referencia al Presidente.

Leguizamón dijo que "si le llegara a negar, que se haga la prueba del ADN" y pidió ayuda para una asistencia legal que le permita realizar un reclamo judicial. El Canal 7 aseguró que muchos abogados se pusieron en contacto para ofrecer su ayuda en este nuevo caso.

Hace una semana Lugo, obligado por una demanda judicial de filiación, reconoció la paternidad de un niño de 2 años nacido de su relación con Viviana Carrillo, de 26 años, concebido cuando era obispo.

Beningna Leguizamón, quien tiene otros tres hijos de diferentes padres, aseguró que cuando tenía 17 años y tras nacer su primera hija acudió al obispado de San Pedro a pedir ayuda, y que allí conoció a Lugo.

"En ese momento monseñor me dio su apoyo pero se aprovechó de mi gran necesidad y me indujo a que tengamos relaciones", agregó.

La mujer dijo que Lugo le pidió que al niño "le ponga su nombre, pero no su apellido" y sostuvo que quedó embarazada del entonces obispo y tuvo a su hijo "en la misma casita donde vivía y cuyo alquiler él pagaba".

Leguizamón aseguró que su relación con Lugo era "un secreto a voces" en el departamento de San Pedro, 350 kilómetros al norte de Asunción, aunque dijo que no contó a nadie que el padre del niño era el entonces obispo.

Afirmó, incluso, conocer a Viviana Carrillo, quien en esa época vivía en Choré, otra localidad del mismo departamento, "pero no sabía que había algo entre ellos".

Leguizamón, quien vive en Ciudad del Este y se dedica a la venta callejera para mantener a su familia, dijo que "no es justo que un hijo del actual Presidente viva entre tantas necesidades, sólo le pido que asuma su responsabilidad".

La mujer afirmó que se animó a realizar esta denuncia impulsada por la acción de Carrillo, pero teme por su vida y la del niño, ya que la denuncia afecta a un Presidente de la República.
  1. http://www.tercera.com/contenido/678_120669_9.shtml